PALABRAS PARA EL CAMINO

Inicio » El Eco de la Palabra » 3 de mayo de 2017

3 de mayo de 2017

Follow PALABRAS PARA EL CAMINO on WordPress.com

Palabras para el Camino en Telegram

LA SANTA CRUZ

Al día siguiente de la dedicación de la “Iglesia de la Resurrección” levantada en Jerusalén sobre el sepulcro de Cristo, celebramos la fiesta de la Santa Cruz. Esta cruz es el trofeo de su victoria pascual sobre la muerte. La tradición ha visto también en la cruz la señal del Hijo del hombre, que vendrá desde el cielo para anunciar su segunda venida (Mt 24, 30).

Fiesta grande para todos los que pertenecemos a las OBRAS DE LA CRUZ y vivimos la ESPIRITUALIDAD DE LA CRUZ.

cruzweb.jpg

Un día como hoy, pero de hace ya 122 años, se fundó el Apostolado de la Cruz, primera de las cinco Obras de la Cruz; y hace 123 años, se colocó la primera Cruz del Apostolado en Jesús María, S.L.P.

Damos gracias a Dios por habernos llamado a vivir esta Espiritualidad y situarnos en el centro del Evangelio: es por la cruz por la que se llega a la resurrección y a la salvación.

Como Apóstoles de la Cruz, demos testimonio con nuestra vida de esta verdad que conocemos. Profundicémosla y estudiémosla más cada día y sobre todo vivámosla.

FELICIDADES a tod@s los que pertenecemos a las Obras de la Cruz y con alegría celebramos nuestra fiesta.

Hechos de los Apóstoles: 2, 14. 22-24. 32-36

Dios ha constituido a Jesús, Señor y Mesías
El día de Pentecostés, se presentó Pedro, junto con los Once, ante la multitud, y levantando la voz, dijo:
“Israelitas, escúchenme. Jesús de Nazaret fue un hombre acreditado por Dios ante ustedes, mediante los milagros, prodigios y señales que Dios realizó por medio de él y que ustedes bien conocen. Conforme al plan previsto y sancionado por Dios, Jesús fue entregado, y ustedes utilizaron a los paganos para clavarlo en la cruz. Pero Dios lo resucitó, rompiendo las ataduras de la muerte, ya que no era posible que la muerte lo retuviera bajo su dominio.
Pues bien, a este Jesús Dios lo resucitó, y de ello todos nosotros somos testigos. Llevado a los cielos por el poder de Dios, recibió del Padre el Espíritu Santo prometido a él y lo ha comunicado, como ustedes lo están viendo y oyendo. Porque no fue David el que subió a los cielos, pues él mismo afirma: Dijo el Señor a mi Señor:
Siéntate a mi derecha y yo pondré a todos tus enemigos debajo de tus pies. Sepa todo Israel, con absoluta certerza, que Dios ha constituido Señor y Mesías al mismo Jesús, a quien ustedes han crucificado”. Palabra de Dios.

Juan: 3, 13-17

El Hijo del hombre tiene que ser levantado.
En aquel tiempo, Jesús dijo a Nicodemo: “Nadie ha subido al cielo sino el Hijo del hombre, que bajó del cielo y está en el cielo. Así como Moisés levantó la serpiente en el desierto, así tiene que ser levantado el Hijo del hombre, para que todo el que crea en él tenga vida eterna.
Porque tanto amó Dios al mundo, que le entregó a su Hijo único, para que todo el que crea en él no perezca, sino que tenga vida eterna. Porque Dios no envió a su Hijo para condenar al mundo, sino para que el mundo se salvara por él”. Palabra del Señor.  

Capilla de San Isidro. Misa de 19,00

Inicio 

Homilía 

Gracias 

A %d blogueros les gusta esto: